fbpx
desencriptados

Nueva normatividad para stablecoins es solicitada por funcionaria del Tesoro de E.U.

“Si el Congreso no promulga una legislación, los reguladores intentarán utilizar la autoridad que tienen”, declaró la funcionaria del Tesoro estadounidense Nellie Liang.

El Tesoro de los Estados Unidos hizo nuevas insinuaciones sobre nuevas leyes para las stablecoins el 17 de diciembre. Nellie Liang, subsecretaria del Tesoro para Finanzas Nacionales, alimentó más especulaciones sobre la regulación de las stablecoins con comentarios sobre el “riesgo potencialmente grande” de los inversores al utilizarlas.

A raíz del informe del Consejo de Supervisión de la Estabilidad Financiera de noviembre de 2021 sobre las stablecoins, la máxima responsable de la supervisión financiera del Tesoro estadounidense declaró que “si el Congreso no promulga una legislación, los reguladores tratarán de utilizar la autoridad que tienen”.

El Tesoro tiene poderes limitados, ya que no es posible una regulación de las stablecoins a grandes rasgos sin el respaldo de una autoridad con mandato del Congreso. “Pueden hacer un poco de aquí y un poco de allá, pero si son fundamentales para los criptoactivos y no son estables, eso potencialmente podría ser un gran riesgo”, declaró Liang sobre los poderes de los reguladores.

Las stablecoins, la opción preferida de los usuarios de apalancamiento y los revendedores, ayudan a los traders a entrar y salir del mundo de los criptoactivos. Tether (USDT), la mayor stablecoin con una capitalización de mercado de más de USD 75,000 millones, ha sido puesta bajo la lupa en varias ocasiones.

En el informe más reciente, de marzo de este año, Moore Cayman, una red de contabilidad con sede en las Islas Caimán, afirmó que los tokens de stablecoin USDT de Tether Holdings Limited están totalmente respaldados por sus reservas. Sin embargo, su uso generalizado sigue suscitando preocupación entre los responsables políticos.

Los reguladores afirman que las corridas de inversores en stablecoin podrían causar estragos en el mercado, mientras que la magnitud de un colapso del mercado podría alterar los mercados financieros tradicionales si se produjera dicha corrida. Por ello, comentaristas como Mark Cuban consideraron que 2021 fue el año de la regulación de las stablecoin.

Los comentarios de Liang indican que el Congreso y el Tesoro pueden estar en desacuerdo en lo que respecta a la regulación de las stablecoins. En el informe de noviembre, el Consejo de Supervisión de la Estabilidad Financiera declaró que está preparado para tomar medidas por su cuenta para abordar las stablecoins si el Congreso no aprueba la legislación.

Sus comentarios se hacen eco de los del presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell. En la reunión del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC) del pasado miércoles, declaró que “las stablecoins pueden ser ciertamente una parte útil, eficiente y al servicio del consumidor del sistema financiero si están debidamente reguladas. Y ahora mismo, no lo están”.

El Congreso, sin embargo, sigue dividido. La senadora Elizabeth Warren, de Massachusetts, tiene un enfoque duro: “Las stablecoins suponen un riesgo para los consumidores y para nuestra economía. Están apuntalando una de las partes más turbias del mundo de las criptomonedas, DeFi, donde los consumidores están menos protegidos de ser estafados. Nuestros reguladores tienen que enseriarse respecto a tomar medidas drásticas antes de que sea demasiado tarde”.

Por el contrario, el senador Pat Toomey por Pensilvania les da la bienvenida a las stablecoins como una “nueva y emocionante tecnología que crea oportunidades para pagos más rápidos, acceso ampliado al sistema de pagos, programabilidad y más.”

Curiosamente, los defensores de Bitcoin (BTC) y de las criptomonedas en su conjunto argumentan que cualquier regulación del espacio de las stablecoins es un caso de “cerrar la puerta del establo después de que el caballo se desbocara”. Dylan LeClair, un destacado analista de Bitcoin, afirma que las stablecoins son “la garantía preferida de los toros”, lo cual es “bueno ver”.

Además, Alex Gladstein, director de estrategia de la Human Rights Foundation, tuiteó que “las stablecoins son un puente hacia un futuro próximo en el que los usuarios de Bitcoin pueden -si lo desean- hacer holding de sus participaciones en cualquier moneda en aplicaciones móviles de una forma no custodiada y sin necesidad de KYC fuera del sistema bancario, sin necesidad de altcoins, con pagos globales instantáneos y baratos.” En este sentido, las stablecoins son un trampolín para una mayor adopción de Bitcoin.

Comparte este post:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.